La silla Windsor; trescientos años de antigüedad

¡Cómo he aprendido yo sobre las sillas Windsor desde que un día, un par de ellas cayeran en mis manos!

Este tipo de sillas son un modelo que nace en Inglaterra a principios del siglo XVIII en la población que le da nombre, aunque en principio se las denominaba “forest chairs” porque eran sillas de jardín.

En sus orígenes estas sillas se fabricaban usando tipos de madera diferentes, por eso se tenían que pintar; para ocultar el distinto aspecto de cada una de ellas. Los colores usados generalmente eran negro o verde oscuro y eran utilizadas tanto en interiores como en exteriores. El uso de distintas maderas se debía a que cada parte era trabajada de distinta forma y por tanto necesitaba de características distintas: el asiento debía ser resistente a las perforaciones, los barrotes y patas se  torneaban, el respaldo se curvaba al vapor…

Se caracterizan por tener el asiento de madera y el respaldo formado por barrotes verticales que arrancan del propio asiento, unidos a una pieza distinta que puede tener forma de arco o ser recta. Las patas también parten directamente del asiento, aunque independientes del respaldo, característica poco común en las sillas puesto que normalmente las patas traseras se prolongan para formar el respaldo. Los barrotes y patas eran torneados.

A continuación podemos ver un ejemplo de respaldo en arco y respaldo recto

respaldos en arco y recto. Fuente: disenoimagenes.com

Cuando llegaron a Estados Unidos, en un momento de fuerte crecimiento demográfico, para aumentar la producción de simplificó el modelo eliminando el torneado, dando lugar a una silla más sencilla.

Durante el transcurso de casi 300 años, se han ido fabricando siguiendo el modelo de la estructura original, aunque adaptándose en ciertos aspectos (tipo de madera, acabados, decoración…)a los gustos de cada época.

Existe una gran variedad de tipos: sillas, sillones, mecedoras, taburetes, sofás…Aquí os dejo una muestra

Sillón. Fuente: virlova75.blogspot.com

mecedora

mecedora Windsor

Silla. Fuente: decorablog.com

Salón. Fuente: reformasdediseño.com

Comedor. Fuente: etsy.com

Como vemos en las imágenes, los modelos se integran perfectamente en propuestas decorativas actuales ya que hoy en día vuelven a estar de plena actualidad. De ahí que muchos amantes de la restauración, las recupere. Por eso cuando encontré dos de ellas me alegré mucho, sobre todo porque al menos una estaba en ¡buen estado! Por desgracia la otra tenía el respaldo roto, así que no me podía servir…¿Cómo que no? ¡sería un bonito taburete!

Lo primero que hice fue pensar en qué aspecto quería darles. Al ver los barrotes torneados tanto del respaldo como de las patas y la forma curva del asiento, me vino a la mente un estilo romántico, rústico, campestre, un dormitorio infantil quizás…No lo sé. Pero pronto saldremos de dudas.

Estos son mis modelos Windsor

La silla Windsor

¿Y vosotros tenéis alguno?

Espero que os haya parecido interesante el artículo y que opinéis.

¡¡¡Feliz Fin de Semana!!!

 



 
 

Cambio de color de mesita auxiliar

¿Cómo cambiar el aspecto de una mesita auxiliar y renovarla?

Esta mesita la tenía en la cocina y al ser de color negro no quedaba nada bien, además de que al tener unos añitos, había perdido la pintura en algunas zonas. Así que determiné pintarla de blanco 

 

Mesita original

Mesita original

La mesa estaba lacada y decidí aplicar decapante. En la imagen inferior se aprecia el efecto que el producto produce sobre la pintura; la levanta

Eliminando la pintura original

Después de aplicar cuatro capas e ir eliminando la pintura con espátula, el aspecto de la mesa era éste

Renovación mesita auxiliar

todavía no se veía la madera natural, así que terminé usando la lijadora eléctrica. 

Una vez la madera limpia, rellené con pasta de madera las perforaciones que tenía de los tornillos y las lijé para igualar la superficie, de le dí una capa de imprimación y dos de pintura blanca satinada, con el correspondiente lijado entre ellas. Estos pasos son, en general, comunes a lar renovación de un mueble de madera, como ya iremos viendo…

Mesita terminada

Mesita terminada

 

 Y este fue el resultado

Mesita renovada

En la imagen superior se ve la mesa situada en su lugar original, aunque se me ocurrió darle una nueva ubicación más veraniega…

Mesita para el jardín

Mesita para el jardín

Mesa recuperada

Así que ahora tengo una mesa polivalente; le daré un uso en invierno y otro distinto en verano.

¡Espero que os haya gustado el cambio!

Aquí os dejo un par de ejemplos donde podría encajar perfectamente como mesa de centro. En ambos casos se trata de estilo escandinavo

decoracion.facilisimo.com

Fuente: decoracion.facilisimo.com

decoracion.facilisimo.com

Fuente: decoracion.facilisimo.com

La mesa de la primera imagen es muy similar a la nuestra (aunque personalmente me gusta menos, sobre todo porque es demasiado alta).  Esto nos demuestra que recuperando ciertos muebles antiguos y dándoles una estética adecuada, podemos transformarlos en piezas muy actuales, además de estar contribuyendo a preservar el medio ambiente.

Y con esta primera entrada os doy la bienvenida a este blog que espero que os guste y os sea de utilidad.

¡¡¡Feliz Fin de Semana!!!